Hablar sobre temas que aquejan nuestra sociedad en teatro, ha dado buen resultado, aunque existen compañías teatrales que hacen pésimos textos o las ideas no están bien trazadas para llevarlas al público, y lo único que hacen es confundir a la gente, o salir con un pésimo sabor de boca del teatro, como fue aquella ocasión presenciar “Bullying, una historia..” de no sé que… La verdad la bloqueé de mi memoria.
 
Este no es el caso de “Quiero ya nacer”, que toca el tema del aborto, una historia que si bien, todos conocemos porque se ha vuelto un tema delicado en nuestra sociedad, en esta ocasión es llevada a escena de una manera dulce y ligera. ¿Porque? Porque tenemos como protagonistas de esta historia a niños. Los niños siempre hacen un deleite para el espectador una obra de teatro, y más, cuando los vemos cantar, actuar, reír, bailar y llorar.
 
“Quiero ya nacer” es una adaptación del ya conocido cuento de Álvaro de la Iglesia “Nene, Caca” de 1969, en donde a base de situaciones  y humor, nos lleva a la reflexión sobre el aborto.
 
En escena vemos a 5 niños que se encuentran en el limbo, llamado “El gran salón” a punto de nacer. Tienen la libertad de escoger dentro de una máquina especial, quienes serán en la tierra y que familia tendrán.
 
Ellos son Paquito Jackson, Daniela Parciatti, Fernanda Wolf, Yamil Jackson y Tania Carabarín. Cada uno pasa, y lo que reciben, no es nada grato para ninguno. Pero el ángel (Sarahí Ábrego) en una linda interpretación,  les hace ver, que tienen el poder de cambiar su destino. El niño mas entusiasta, Paquito, el que desea más vivir y cambiar el mundo, es quien recibe la peor noticia de todas: no nacerá.
 
Entre canciones y coreografías, estos pequeños nos llevan a la trágica historia que cada uno tendrá, pero aún así, hay tonos de comedia que hacen al espectador, no sentirse “tan mal” por el futuro de estos pequeñines.
 
En esta ocasión, ExpresiónEsArte tuvo la oportunidad de presenciar una función especial para las personas sordomudas, contando con 3 intérpretes que hicieron un deleite de esta función, además, que no es común que una compañía de teatro ofrezca un espectáculo con esta amenidad, promoviendo que las personas con esta capacidad diferente, tengan la oportunidad de asistir al teatro o de disfrutar al 100 de un espectáculo.
 
En escena vimos también a Juan David Amador como actor de soporte, quien realiza varios personajes bien y a ritmo de los niños, así como a Erika Amador, a quien se le agradece su presencia escénica, porque sus intervenciones a pesar de ser sencillas, reconfortan por el talento y tablas.
 
Es difícil criticar a un niño, ya que siempre es bonito ver a uno en el escenario, pero a pesar de eso, caben destacar las actuaciones de Paquito y Yamil Jackson y Daniela Parciatti, quienes poseen un gran talento dramático y Daniela además, una gran voz.
 
“Quiero ya nacer” es una producción sencilla, con un texto, que si tal vez necesite de una pulida, (y una escena de la cual podríamos prescindir casi al final) es suave y fácil de digerir. Una obra sin grandes pretensiones que el publico agradece, y que además, cuenta con un fuerte mensaje, pero tratado de una forma sutil y colorida.
 
Sin duda la compañía teatral CREARTE, bajo la batuta de su productora general Erika Amador, está apostando por un teatro infantil no tan convencional, que tenga contenido, mensaje y aporte algo a la dramaturgia contemporánea, así como a la sociedad, y renovarlo con el hecho de incorporar funciones con traducción especial para personas sordomudas. Bravo.
 
La primer temporada de esta obra, concluye el sábado 23 de Agosto de 2014, en aras de contar con la segunda.
 
 

Comentarios

  • Aún No hay comentarios.
  • Agregar un comentario